Jugando con los objetos salían caras. ¡Siempre caras! Tengo la costumbre de ver caras por todas partes, en las piedras, en las vetas de las baldosas, en las nubes…

Jugando con los objetos y con la ayuda de Juan salieron esta vez insectos. El pintaba la madera y yo le añadía los accesorios invertebrados.

Por una vez las construcciones no querían representar nada concreto. Simplemente el ejercicio de juntar objetos.

Otra manera de construir con objetos fue la de crear escenas casi teatrales.

Anuncios